El Relato Cofrade de Alcalá Noticias Portada

Ivan Jimenez Torres opina sobre las Hermandades en Pandemia

No es sólo la pregunta más formulada entre los cofrades junto con toda la sociedad; es más que eso, es producto de la necesidad de expresarse, viene del anhelo más profundo del corazón del ser humano. Esa gran manifestación pública de fe que es realmente la Semana Santa, se convierte en una necesidad cuasi primaria para llenar nuestra dimensión espiritual. Por ello, y por esa misma razón perdura a través del tiempo y de los siglos. Para los que somos creyentes sabemos y creemos que la presencia viva de Jesús está en el Sagrario. Pero por cientos de razones que construyen nuestra propia idiosincrasia, la necesidad de manifestar a los cuatro vientos todo en lo que creemos a través de los 5 sentidos artísticamente (olerte, tocarte, verte, gustarte y escucharte).

Llegados hasta este momento donde la evolución de esta pandemia COVID-19 que también ha afectado drásticamente al mundo cofrade; no sólo a los que lo disfrutamos sino a todo ese tejido industrial y artesanal inmenso que se nutren de ello. Nos surge multitudes de preguntas: cuándo podremos hacer las primeras salidas penitenciales y profesionales de Gloria. Recientemente, nuestro nuevo Arzobispo de Sevilla, Monseñor José Ángel, llegado a nuestra archidiócesis el 12 junio de este mismo año ya ha manifestado su postura. Una postura realmente certera como no se puede esperar de otra forma; nuestro Pastor nos informa de que es muy consciente de las ganas que hay y de las diversas dudas que surge entre los cofrades y también al resto de la sociedad. Según Monseñor estamos cercas de empezar dar los primeros pasos para hacerlo realidad, pero va a estar en función de las indicaciones que vallan marcando las autoridades sanitarias.

No podía dejar pasar la ocasión por la necesidad de mencionar el comportamiento ejemplar que se ha teniendo hasta ahora por los feligreses y devotos en los pocos y primeros actos (triduos, quinarios, novenas y funciones) que están celebrando en los diversos templos. También de la gran labor que están ejerciendo las numerosas hermandades de penitencia y de Gloria para contribuir en las necesidades económicas y sociales que están ocasionado esta pandemia también es de justiciar mencionar y ser conocida por el conjunto de toda nuestra Sociedad.

Pasito a Pasito, como diría una de grande Santa que ha dado nuestro país, Santa Teresa de Ávila: “Nada te turbe; Nada te espante; Todo se pasa; Dios no se muda; La Paciencia todo lo alcanza; Quien a Dios tiene; Nada le falta”.

Compartelo:

Deja una respuesta